Saltar al contenido

Nervio tibial

Nervio ciático poplíteo interno

nervio tibial

El nervio tibial también llamado ciático poplíteo interno es una de las dos ramas musculares principales del nervio ciático que inerva los músculos tríceps sural, plantar, poplíteo, tibial posterior, flexor largo de los dedos y flexor largo del dedo gordo.

Datos claves del nervio tibialnervio tibial
OrigenUna de las dos ramas terminales del nervio ciático en el tercio inferior del muslo
CursoCursa a través de la fosa poplítea, pasando profundamente al gastrocnemio para pasar por debajo del retináculo flexor en el tobillo
Ramas principalesNervio sural
Nervios plantares medial y lateral
Inervación motoraCompartimento posterior del muslo, compartimento posterior de la pierna (posterior superficial y posterior profundo) y los músculos de la planta del pie
Inervación sensorialRamas articulares a las articulaciones de la rodilla, el tobillo y el pie; ramas cutáneas a la pantorrilla posterior y la planta del pie

En este articulo vamos a discutir la anatomía del nervio tibial, así como su curso anatómico y ramas.

Curso anatómico

Pierna

El nervio ciático desciende a lo largo de la parte posterior del muslo, y se divide en el tercio inferior del muslo en el nervio tibial y el nervio fibular común mientras viaja hacia la fosa poplítea.

El nervio tibial continúa y pasa por el centro de la fosa poplítea y corre por debajo del arco tedioso del músculo sóleo hasta los flexores plantares superficiales y profundos. Más específicamente, en el compartimiento posterior profundo, el nervio tibial continúa distalmente en un haz neurovascular y pasa a través del túnel tarsiano, acompañado de los tendones flexores profundos.

A medida que viaja a través de la parte posterior de la pierna, el nervio tibial desprende una rama cutánea llamada nervio cutáneo sural medio (que es continuo con el nervio sural).

Pie

Una vez que ha pasado por el túnel, el nervio tibial se divide en los nervios plantares laterales y mediales, que suministran todos los músculos del lado plantar del pie. Antes de dividirse, el nervio tibial desprende varias ramas cutáneas como:

  • Ramas laterales del calcáneo
  • Ramas del calcáneo medial
  • Nervio cutáneo dorsal lateral

El nervio plantar medial inerva el músculo abductor del dedo gordo, el flexor corto de los dedos, el flexor corto del dedo gordo y el primer lumbrical.

La distribución cutánea del nervio plantar medial es hasta la planta medial y los tres dedos y medio medial, incluidos los lechos ungueales en el dorso (similar a la distribución cutánea del nervio mediano en la mano). Un buen mnemónico es “músculos LAFF” (primer lumbrico, abductor del dedo gordo, flexor corto de los dedos, flexor corto del dedo gordo).

El nervio plantar lateral inerva el cuadrado plantar, el flexor de los dedos mínimo, el aductor del dedo gordo, el interóseo, los tres lumbricales y el abductor de los dedos del mínimo. La inervación cutánea corresponde a la planta lateral y al dedo y medio laterales (similar a la distribución cutánea del nervio cubital en la mano).

Ramas

A nivel del pie, el nervio tibial se divide en dos ramas. La primera es el nervio plantar medial, que inerva los siguientes músculos:

  • Aductor del dedo gordo
  • Flexor corto de los dedos
  • Flexor corto del dedo gordo (cabeza medial)
  • Primer lumbrical

La segunda rama del nervio ciático poplíteo interno es el nervio plantar lateral, que inerva los músculos de abajo:

  • Flexor corto del dedo gordo (cabeza lateral)
  • Cuadrado plantar
  • Abductor del dedo mínimo
  • Flexor corto del dedo mínimo
  • Oponente del meñique
  • Segundo, tercero y cuarto lumbricales
  • Primero a tercer interóseo plantar
  • Primer a cuarto interóseo dorsal
  • Aductor del dedo gordo

Función

Funciones motora

El nervio tibial inerva todos los músculos en el compartimiento posterior de la pierna. Se dividen en un compartimento profundo y superficial:

Profundo

  • Poplíteo: rota lateralmente el fémur sobre la tibia para abrir la rodilla.
  • Flexor largo del dedo gordo: flexiona el dedo gordo y plantar flexiona el tobillo.
  • Flexor largo de los dedos: Flexiona los otros dedos y plantar flexiona el tobillo.
  • Tibial posterior: invierte el pie y plantar flexiona el tobillo.

Superficial

  • Plantar: plantar flexiona el tobillo.
  • Sóleo: Plantar flexiona el tobillo.
  • Gastrocnemio: Plantar flexiona el tobillo y flexiona la rodilla.

Función sensorial

En la fosa poplítea, el nervio tibial emite ramas cutáneas. Estos se combinan con las ramas del nervio ciático poplíteo externo para formar el nervio sural. Este nervio sensorial inerva la piel del lado posterolateral de la pierna y el lado lateral del pie.

El nervio ciático poplíteo interno también suministra toda la planta del pie a través de tres ramas:

  • Ramas del calcáneo medial: surgen dentro del túnel del tarso e inervan la piel sobre el talón.
  • Nervio plantar medial: inerva la superficie plantar de los tres dedos y medio medial y el área de la planta asociada.
  • Nervio plantar lateral: inerva la superficie plantar del dedo y medio lateral y el área de la planta asociada.

Importancia clínica

Síndrome del túnel tarsal

Esta es una condición donde el nervio ciático poplíteo interno se comprime dentro del túnel del tarso (posterior al maléolo medial). Existen diversas causas, de las cuales las tres principales son:

  • Osteoartritis
  • Artritis Reumatoide
  • Deformidades post-traumaticas del tobillo.

Los pacientes se quejan de parestesia en el tobillo y la planta del pie, que puede irradiar ligeramente la pierna. Se agrava con la actividad y se alivia con el descanso.

Los síntomas del túnel del tarso pueden tratarse de manera conservadora con medicamentos antiinflamatorios y cambios en el calzado. Si estas intervenciones no tienen éxito, el retináculo flexor puede cortarse quirúrgicamente, lo que libera la presión.

Lesión del nervio tibial

El daño al nervio tibial es raro y, a menudo, es el resultado de un traumatismo directo, atrapamiento a través del espacio estrecho o compresión durante un largo período de tiempo. El daño resulta en la pérdida de la flexión plantar, la pérdida de la flexión de los dedos y la inversión debilitada (el tibial anterior aún puede invertir el pie).

Referencias
1. A. M. Gilroy, B. R. MacPherson, L. M. Ross, M. Schuenke: Atlas de Anatomía, 2ª edición,
2. Moore KL, Dalley AF. Anatomía. Lippincott Williams y Wilkins.
Configuración